El Jefe de Epidemiología recomienda una tercera dosis para todas las personas mayores de 16 años cuando hayan transcurrido 6 meses desde su vacunación principal contra la COVID-19

Los casos de COVID-19 siguen subiendo en Islandia y hay un aumento del número de enfermedades graves, hospitalizaciones y una mayor necesidad de cuidados intensivos. La situación actual es que la utilidad de las vacunaciones de refuerzo para fortalecer las defensas de la persona y la sociedad ha quedado ahora muy clara; la participación ha sido bastante baja en grupos que se han definido como prioritarios para la tercera dosis en comparación con la participación en las vacunaciones principales, pero al mismo tiempo cada vez más personas están llegando a la marca del sexto mes y no reciben una dosis de refuerzo incluso si así lo solicitan.

Por este motivo, el Jefe de Epidemiología ha decidido que todas las personas mayores de 16 años puedan recibir una dosis de refuerzo cuando hayan transcurrido aproximadamente 6 meses desde la vacunación principal. Los centros de salud están trabajando para aumentar la capacidad de llevar a cabo las vacunaciones, aunque hay suficientes vacunas, o hay previsto que las haya, para vacunar a todas las personas que lleguen a este momento antes de finales de año. Para una mayor optimización del proceso, el tiempo mínimo se establecerá en 5 meses, ya que muchas personas llegarán a la marca de 6 meses entre Navidades y Año Nuevo. Sin embargo, las personas con una edad superior o igual a 70 años y las personas con inmunosupresión según la definición del Jefe de Epidemiología, independientemente de su edad, pueden recibir la vacunación de refuerzo después de 3 meses, ya que estos grupos se consideran de mayor riesgo de una respuesta inadecuada a dos vacunaciones.

En Islandia se usará en general la vacuna de Pfizer/BioNTech para las vacunaciones de refuerzo, aunque sigue habiendo disponibilidad de la vacuna de Moderna que también puede usarse con esta finalidad conforme al prospecto de información para el paciente; la vacuna de Moderna usa la mitad de la dosis en comparación con la utilizada en la administración de la vacunación principal. Para hombres entre 16 y 39 años, se recomienda usar la vacuna de Pfizer, ya que hay más incertidumbre sobre los riesgos de carditis cuando se utiliza la vacuna de Moderna en esta dosis para la vacunación de refuerzo.

Los datos sobre las vacunaciones de refuerzo de niños entre 12 y 15 años no son suficientes para recomendar vacunaciones de refuerzo generales para ese grupo de edad tras 6 meses, según el caso.

Los siguientes grupos no deben recibir la vacuna de refuerzo sin consultarlo con su médico:

  1. Personas con enfermedades autoinmunes que tengan una enfermedad activa cuando se recomienda una vacunación de refuerzo.
  2. Personas con enfermedades autoinmunes que experimentaron el empeoramiento de síntomas o nuevos síntomas graves en las 2 semanas posteriores a la vacunación principal de COVID-19.
  3. Personas que experimentaron reacciones adversas potencialmente mortales durante la vacunación principal, como anafilaxia.

El Jefe de Epidemiología


Fyrst birt 16.11.2021

<< Til baka